Circo Iberia // Pt. 5

La industria juguetera en Ibi empezó con la Fábrica Payá, allá en el 1905, a principios del pasado siglo de las dos equis. ¡Vaya si trajo riqueza tan genial idea de hacer juguetes! Trajo riqueza y también muchos inmigrantes, cosa que los ibenses “de tota la vida” jamás vieron con buenos ojos -“Castellanets pobrets”. Llegaron manchegos, murcianos, extremeños y andaluces en cantidades tales que acabaron haciendo de esta raza tarada una raza mestiza aún más tarada. Imagínense nada más que sumaron a la gazmoñería ibense la brutalidad de la gente de la meseta, el acento murciano, la carajotería extremeña y el deje y sesteo de los andaluces. ¡Dios, que es grande y está en todos sitios, nos salve!

foto3_3A la industria juguetera hay que añadirle más males, como el que introdujeron las planchas de acero. A usted, que es extranjero, hay que explicárselo todo. Esas planchas son los moldes que se utilizan para prensar el plástico hoy en día y la hojalata en tiempos de nuestros abuelos y  bisabuelos. Los curritos de las fábricas, entre que son, como ya saben, panochos, carajotes y un poco dejados no tenían otra cosa que hacer que dejarse los dedos mientras prensaban juguetes; de ahí que el foráneo no deba sorprenderse por encontrar vecinos de tan señalada villa con dos o tres falanges en sus dedos y a veces incluso menos.

Correrían principios de los años ochenta cuando se formó en las afueras de Ibi una especie de arrabal de nuevos ricos. Entre ellos había una familia que se convirtió en el centro de murmuración. Se apellidaban “Suárez” y eran parientes del mismísimo Adolfo -y fíjense que tenían todas las falanges. Sus desmanes vinieron tras intentar de forma fallida formar parte del equipo de gobierno del ayuntamiento. No sabían esos extranjeros que en Ibi sólo se participa en la casa consistorial mediante vínculos de sangre o de babaza. Se les ocurrió hacer saber en Madrid que en Ibi los puestos estaban asignados a dedo. Desde entonces les hicieron la vida imposible hasta que tuvieron que marcharse un tiempo después. Las jerarquías son así. El alcalde organizaba y disponía, dejándolo todo atado y bien atado, no como el innombrable, sino como un auténtico terrateniente: Caudillo de Ibi por la Gracia de Dios. Quiero que quede aquí expreso que me jodió bastante pagarle la boda a su hija. Creo que lo dejamos patente cuando organizamos una asociación vecinal cuya única campaña se centró en distribuir pegatinas por todo el pueblo bajo el lema NO CON MIS IMPUESTOS. No nos echaron de puro milagro: el hijo del Caudillo estaba por casarse y necesitaban recaudación. En fin, a Dios rogando y con el mazo dando.

Anuncios

5 comentarios sobre “Circo Iberia // Pt. 5

  1. Ya de vuelta por la Ilustre Villa, diré primero que me encanta la foto 🙂 y segundo que provengo de familia de inmigrantes -por más que naciera aquí, que hubo un tiempo en que los niños nacían aquí- Jeje. eso para otro capítulo te lo paso…. muchas anécdotas al respecto.

  2. Quizás añadir a tu magnífica historia que la gente, local y foránea, abandonó las tareas agrícolas a cambio de un puesto fijo en la fábrica, lo que produjo la ruina de las tierras de labor, lo que obligó a ocuparlas con polígonos de naves industriales levantadas sobre los esqueletos de almendros y olivos. Esta es la explicación de que en Ibi haya inmensas extensiones de terreno donde no nace ni una brizna de hierba.

  3. Hombre Basseta… lo de “magnífica historia” te lo agradezco. Capítulo a añadir es la (proto)industria heladera

    Merce… ya nos contarás

  4. ¿Peligro? Para nada… soy de recta moral… como se verá en la próxima entrada: la entrevista a la Moreneta… voy a empezar a escribir mi propia hagiografía.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s