El pequeño Nicolás, senador

El pequeño Nicolás se ha hecho mayor. Tras ser espía en la adolescencia, recadero de las más altas instancias del Estado y solo amigo de la Pechotes (o eso contaba), ahora, a los 21 años, quiere ser político. “Quiero ser senador para cerrar el Senado”. Principio y fin de su programa.

0_tpde1s1a[1]El partido no tiene nombre (“se decidirá en una encuesta online la semana que viene”, anuncia), ni tiene más miembros que Francisco Nicolás, “candidato independiente al Senado 2015”. Así se presenta. Vestido como en la cena de gala de fin de curso pero en la plaza de la Marina. Traje azul, corbata perfecta y más flaco que en sus últimos prime times. Nos llega la foto de campaña y el archivo se llama ‘houseofcards.jpg’. “La democracia está sobrevalorada”, tuiteó en la jornada de reflexión del 24-M, cuando ya se imaginaba como el pequeño Underwood.

Todavía a la espera de que se ratifique la querella contra él por un presunto delito de injurias contra el CNI, el pequeño Nicolás admite su preocupación por que se utilicen “medios del Estado” en contra de su incipiente candidatura. “No es perfecta, pero es necesaria”, dice sobre su lista unipersonal. “Sólo espero que los partidos me tengan miedo, que tengan miedo a perder el chollo. Voy a ser su fiscal, el asuntos internos de los senadores”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s